miércoles, 6 de febrero de 2008

  • ¿Cómo se organizan los Laboratorios?

Los Laboratorios se dividen en diferentes áreas.

-Sala de espera y recepción. Donde los pacientes esperarán a ser atendidos.

-Cubículos de toma de muestras. En este punto se obtienen las muestras para luego ser distribuidas a las diversas secciones del laboratorio.

-Secciones del laboratorio:

  1. Hematología: se efectúan diversas pruebas que se resumen en tres: pruebas de coagulación, pruebas de contabilidad sanguínea y morfología.
  2. Bioquímica: que se dividen en química sanguínea de rutina, exámenes generales de orina y bióxido de carbono en sangre.
  3. Microbiología: esta sección se divide en coproparasitología, que tiene por objeto investigar la presencia de parásitos en materias fecales; y bacteriología, en la que se examina directa o indirectamente la presencia o actividad de organismos microscópicos en sangre, orina, materia fecal, jugo gástrico y exudados orgánicos.
  4. Inmunología: realiza pruebas sobre los anticuerpos que revelan la presencia y actividad de microorganismos en el cuerpo humano.
  5. Área de preparación de medios de cultivo, donde además se encuentran la zona de lavado y esterilización de material.

  • ¿Qué riesgos entraña el laboratorio para las personas que trabajan en él?

Son diferentes los riesgos a los que se exponen:

-Exposición a patógenos presentes en sangre al manipuar muestras contaminadas como sangre o fluídos corporales.

-Exposición a tuberculosis al trabajar con muestras como esputo, líquido cefalorraquídeo, orina y líquidos recolectados de lavado gástrico o bronquial.

- Exposición a formaldehido que es utilizado como fijador, utilizado frecuentemente en los laboratorios.

-Riesgos químicos. Exposición a solventes utilizados para fijar tejidos y que se encuentran principalmente en las áreas de histología, hematología, microbiología y citología.

-Exposición a PPS debido a heridas con agujas o cortaduras por objetos afilados.

-Exposición a materiales u organismos infecciosos.

-Exposición al látex en personas con alergia a dicho material.

-Riesgo de deslizarse o caerse en caso de derramamiento de líquidos.

-Dolor muscular al permanecer largos periodos de tiempo en una misma posición o al realizar movimientos repetitivos en la manipulación de muestras.

-Riesgo de quemaduras.

Imprimir